sábado, diciembre 08, 2018

No, no es buena idea regalar un animal en navidad

Perros y gatos son parte de nuestra familia, no un perfume o una silla que podamos devolver
·         Por EVA SAN MARTÍN
Un gato o un perro no es un juguete, sino un amigo peludo que pueden hacernos a niños y adultos muy felices, incluso que vivamos más años, pero que depende de nosotros para sus cuidadossalud y bienestar físico y emocional. Y ¡ojo!, abandonar un animal no solo es cruel y una irresponsabilidad, además está penado por ley.
Este mensaje se hace antes de que a los pies del árbol de Navidad aparezca ese "regalo" que el niño ha pedido de forma incansable a Melchor, Gaspar o Baltasar, por ejemplo, en el caso de los pequeños. Todo ello lo comentamos a continuación y explicamos la responsabilidad de tener una mascota en casa y las claves que hay considerar antes de adoptar (no regalar) una por Navidad.
En 2017 se abandonaron miles de canes y felinos. Una cifra triste que, con pequeños altibajos, se repetirá este 2018, y que aumenta la tasa de abandono de animales de compañía. Muchos de ellos, entre el 30 % y un 40 %, dicen las protectoras, acaban en la calle tras haber sido el "mejor regalo" de los Reyes Magos.
Carmen Ramírez, de la asociación Protección Felina, es tajante: tener un animal es una responsabilidad porque requiere un cuidado, un control de sus vacunas, un gasto para su alimentación saludable y su salud y un tiempo que hay que dedicar a nuestro amigo peludo con gusto. Un sinfín de obligaciones que hay que tener en cuenta antes de que en casa entre un gato o un perro, o cualquier otra mascota. "Los animales son seres vivos, y no un perfume que se puede regalar y devolver si no gusta", señala Ramírez. Adoptar una mascota además, recuerda, "implica una responsabilidad de por vida".
Vivir con un can o un minino significa comprometerse durante unos 15 años e incluso más de 20 años, en caso de los felinos. A lo largo de esos años hay que alimentarle de forma saludable, llevarle al veterinario, jugar y pasar tiempo con él y asegurarse de que tiene una calidad de vida lo mejor posible. Una responsabilidad que ningún niño sabe calcular, y que cuesta dinero, en algunos casos alrededor de dos millones ($2’000.000=) al año.
Imagen: pexels

¿Qué dice la ley en Europa?

En febrero de 2018, además, entró en vigor el convenio europeo sobre protección de animales de compañía, de obligado cumplimiento, que en Europa ya se aplicaba desde los años 80. Entre otros asuntos, prohíbe regalar animales de compañía como premio o a menores de 16 años, sin el consentimiento de sus padres, así como obsequiar con un can o minino a modo de premio, recompensa o gratificación. Con este convenio España se incorpora al grupo de países que, como Alemania, Francia, Suiza, Austria y Portugal, entre otros, consideran a los animales "seres sintientes" y no meros objetos. Por tanto, ¿qué sentido tiene que los compremos y regalemos como si fueran un perfume o una silla?
En Colombia
Muchas personas desconocen que existe en la legislación colombiana la Ley 1774 de 2016 la cual reconoce a los animales como “seres sintientes y sujetos de especial protección”. Esta ley contempla la cárcel de hasta tres (3) años y multas de hasta sesenta (60) salarios mínimos para quien atente contra los animales.
Mínimos de bienestar animal
La nueva ley introduce en el país los principios compartidos por todas las legislaciones de protección animal en el mundo, más conocidos como ‘las cinco libertades’. Se trata de mínimos vitales que toda persona debe garantizar a su mascota:
1. Estar LIBRES DE SED Y HAMBRE, tener acceso a agua fresca y a una dieta saludable y vigorosa.
2. Estar LIBRES DE INCOMODIDAD, proporcionando un entorno adecuado que incluya un techo y un área cómoda de descanso.
3. Estar LIBRES DE DOLOR, lesiones y enfermedad, por la prevención o diagnóstico rápido y tratamiento.
4. Estar LIBRES DE MIEDO Y ESTRÉS, en condiciones que eviten su sufrimiento psicológico.